Páginas

sábado, 3 de octubre de 2015

Batman: guardián de Gotham



Batman guardián de Gotham (Batman: Gotham knight)
(2008)

Director: Yashuhiro Aoki, Futoshi Higashide, Toshiyuki Kubooka, Hiroshi Morioka, Jong-Sik Nam, Shoujirou Nishimi.

Guión : Jordan Goldberg, Greg Rucka, David S. Goyer, Brian Azarello, Alan Burnett, Josh Olson.





A lo largo de diferentes historias, conocemos detalles ocultos de Batman...


Para que a nadie le sorprenda: si ves esta peli pensando que vas a enfrentarte a un largometraje de animación normal y corriente, te vas a sorprender. ¿La razón? Resulta que el objetivo era dar el personaje a varios artistas de animación japonesa y que se recrearan en sus visiones personales del héroe a través de capítulos cortos sin relación aparente entre sí. La cuestión, supongo, debió ser aportar cierta originalidad a la pléyade de pelis de animación que hay acerca de súper héroes hoy día y, de paso, impactar al personal. Que la cosa cuele ya es otra historia

Lo primero que hice al empezar a ver esta peli fue arrugar el gesto y pensar que me había equivocado. ¿El motivo? La secuencia inicial, donde vemos a unos mocosos patinar y contar historias acerca de Batman me parece realizada con unos dibujos que no me gustan nada. Parecen rayajos desproporcionados con un estilo de representarlos nada que ver con el propio de los comics y adornados con sombras muy irreales. Y aquí las alarmas saltan ya que lo que primero me vino a la mente fue una cosa: experimento de los raros. Menos mal que, nada más terminar lo que parece una introducción, pasamos a la trama real de la película: contar historias cortas donde el hombre murciélago es el protagonista en la sombra. 

Muy bien, yendo de historia en historia, esto es lo que os puedo decir:

Fuego cruzado.

Lo primero que destaca de esta primera historia es su marcado
toque manga, algo que puede sorprender a más de uno. A pesar de su corta duración, resulta una puesta en escena muy espectacular. Destaco las apariencia casi terrorífica de los presos sueltos por toda la isla (atentos a la cara de locos que tienen), resultando casi inhumanos. Los movimientos de Batman, que parece una sombra, son extremadamente rápidos mostrando una animación muy buena. Genial ese momento en el que camina entre las llamas: lo muestran poderoso, casi no humano. Y, por supuesto, el pequeño homenaje al famoso dibujo de Jim Lee donde se ve al súper héroe vigilando la ciudad desde las alturas.

Lo único que no me ha hecho mucha gracia es la voz que le han puesto en español. Me parece de alguien muy joven, no pegando mucho con la apariencia del personaje.

Prueba de fuego

Esta es la primera incursión en el pasado del personaje en el que vemos a un joven Bruce Wayne preparándose para ser Batman. Por eso, aparece otro personaje sacado de la peli, Julius Fox y sus gadgets. Destaco los fondos, exquisitamente cuidados y el traje de Batman primerizo. Tengo que admitir que, aunque resulta bastante espectacular, no me gusta su diseño ya que me parece que le da cierto aire de halcón y los ojos enormes parece que se le van a salir. En general, una historia muy sosita.

Por cierto, está claro que Wayne aquí es la versión manga de Christian Bale.

Moradores de la oscuridad

Aquí tenemos el Batman más parecido al de las nuevas películas. Impresionante la toma inicial de Gotham de noche y lloviendo mientras él vigila como una gárgola más. Lo bueno de esta historia es que le enfrentan a dos villanos habituales: el Espantapájaros y el Cocodrilo. Lo que ocurre es que da la impresión de que están más ocupados de enfocar todos los planos en plan virguería adornándolos con sombras extrañas que en otra cosa. Lo que menos me gusta es que aquí, a todos los personajes, se les ven los dientes al hablar, lo que le da un toque algo extraño.

Soportar el dolor

Un episodio muy filosófico y, de nuevo, volvemos a los orígenes de Batman. El traje que se ve es mucho más tradicional. Ahora resulta que Bruce se entrenó en la India de la mano de una aprendiz de faquir llamada Casandra. Bueno, original es pero también tengo que decir que es un episodio que no dice nada.

Tiro mortal

Esta vez acudimos a un episodio lleno de muchas sombras y dibujos de rasgos muy marcados. La animación es muy ágil. Destaco la escena de la muerte con la bala atravesando la copa de champan o cualquier disparo hecho por Tiro Mortal. Además, el aspecto de Batman es muy de cómic, lo que en este conjunto es de agradecer.

Esta es, quizás, de todas, la historia que más marcado lleva un sentimiento: venganza. Y, dicho sea de paso, el episodio que más me ha dado la impresión de capítulo comprimido a lo bestia.

Que Batman aquí vuele y se olvide del batmóvil es harina de otro costal…


Hasta aquí he llegado. El resultado, para mí, es una obra muy, pero que muy irregular que me ha dejado bastante frío. Mucho efecto, más ordenador y mucha virguería en forma de sombra y efectos extraños pero, como película, me da que se sostiene muy poquito. Y es que soy de los que piensan que tanta oscuridad, tanto sentimiento gótico y tanto afán por representar al personaje desde una perspectiva realista, empieza a repetirse un poquito y, en el peor de los casos, a cansar. Vamos, que más trama, más aventura y menos dramatismo. Como experimento, vale pero sacar de aquí un largometraje ya es una historia totalmente diferente. Esto, desde luego, es opinión mía.



Vigilad el cielo.



1 comentario:

  1. una gran película animada de Batman que me pareció un buen cambio a la animación de Bruce Timm con la que ya estamos acostumbrados a ver al encapotado.

    ResponderEliminar