Páginas

sábado, 19 de octubre de 2013

Las brujas de Zugarramurdi

Las brujas de Zugarramurdi
(2013)
Director: Alex de la Iglesia

Guión   : Jorge Guerricaechevarría, Alex de la Iglesia 

Hugo Silva
Mario Casas
Jaime Ordóñez
Carmen Maura
Carolina Bang
Terele Pávez 




Unos atracadores, al huir, acaban de cabeza en un pueblo lleno de brujas… 

Vamos allá con un estreno recientito y que, según parece, está cosechando bastante éxito en las salas de cine.
Si soy sincero, en un principio, la peli me importaba una gaita y ni siquiera sabía que era de Alex de la Iglesia. Esto no es que me llamara mucho porque, lo admito, no es que sea muy admirador del director. Tampoco soy detractor, no vayáis a pensar mal. He visto algunas de sus pelis y, bueno, la verdad es que ni me apasionan ni me repatean.
Muy bien, tomada la decisión, llegué vi y, ahora, escribo. Vamos allá…

Hay una cosa que va a hacer que recuerdes esta peli y que es la marca de fábrica de todo el metraje que tienes por delante: el humor. O, mejor dicho, el cachondeo. Y es que, cuando comencé a oír hablar de esta peli, supongo que por aquello de llevar en el título la palabra “brujas”, creí que sería el típico producto que, de algún u otro modo, con mayor o menor fortuna, trata de imitar los bombazos de terror que nos vienen de fuera. Pues bien, nada más comenzar, con la escena inicial del atraco, ya sabes por dónde van a ir los tiros: lo que te espera es una historia de cachondeo con toques fantásticos donde las situaciones alucinantes e histriónicas van a ir de la mano. Todo ello aderezadas, de vez en cuando (muy de vez en cuando) por el toque sobrenatural de turno. Por eso, en cuanto somos testigos de la escenita en plena Puerta del Sol, con Jesucristo, un clon de soldadito de juguete de esos verdes y un niño incluido, la cosa queda clara: los protas son una banda de desquiciados, desesperados y algo desgraciados que, por unas o por otras, van a guiarnos a través de una aventura tan alucinante como hilarante a través de, repito, situaciones absurdas, diálogos muchas veces surrealistas y, en definitiva, momentos que, a veces más y otras menos, harán que te rías.
Humor a parte, la trama no puede ser más predecible y comienza desde la primera escena, esa en la que vemos a las brujas decir una serie de palabras que van a ser claves en la peli: oro, brujas, elegido. Ni más, ni menos. Me gusta el giro que adquiere todo en los momentos después del atraco, cuando llegan al famoso pueblo y las cosas se comienzan a torcer. Como he dicho un poco más arriba, no puede ser más predecible pero me parece que el modo en que lo han hecho está muy bien llevado, sin virguerías raras ni trucos que no vienen a cuento. Desde el principio sabes que esos tres desgraciados (cuatro, si metemos al niño) van a acabar de cabeza en el pueblo. ¿Se veía venir? Sí. ¿Es eso lo que esperas desde el momento en el que todos se montan en el taxi? También. Pues muy bien, ahí queda…
Sigo. Me gusta que se usen las brujas del modo en que se usan, léase malas, feas, viejas y asquerosas. Después de unos cuanto años viendo seres sobrenaturales guapos, cachitas y con cara de atormentados sin despeinarse un pelo, es todo un gustazo ver a estas señoras del mal a la antigua usanza, es decir, con ojeras, piojosas, largas uñas y dientes asquerosos. Y todas ellas, que aquí hay muchas, haciendo el mal, como tiene que ser. Cosa curiosa, me gusta mucho el hecho de que el estandarte de las mismas sea el hecho de que Dios, la Madre, es mujer.
Como puedes imaginar, en una película que lleva este título, viniendo de quien viene, el toque fantástico está asegurado. Los efectos especiales me parecen muy bien conseguidos y aquí se pueden disfrutar de dos tipos. Por un lado están los digitales, esos que hacen que las brujas caminen por el techo (cosa que me encanta), que sean tan rápidas o que incluyen el monstruo del final. Por otro, lo más artesanales y típicamente gore que, al menos a mí, me han recordado a El día de la bestia. Me refiero a las escenas sangrientas, los miembros amputados o, la para mí escena más cruel de toda la película, esa en la que al pobre hombre que se dirige a Badajoz le arrancan una muela con tenazas a lo vivo. Lo admito: puedo aguantar cualquier cosa en el cine, hasta ver a Nicolas Cage con la peor de las pelucas, pero todo lo que implica sacar muelas, lo llevo fatal.
Pero si hay algo sobre lo que se sustenta esta película, historia, efectos y cachondeo a parte, son los actores. Debo rendirme a la evidencia y llamar a las cosas por su nombre: todos ellos y todas ellas de bandera. Si alguien me dice que voy a ir a ver una peli de Mario Casas por mi propia voluntad y me va a gustar, posiblemente tomaría por borracho a quien sea. No obstante, en esta, debo reconocer que todos me gustan y son la piedra angular de una cinta y, en definitiva, una historia de lo más predecibles pero que hacen que te olvides de esos detalles. Hugo Silva como Jose lo clava y, de todos, es el más “normal”, si se puede llamar así a un tío que atraca una tienda de compra venta de oro vestido de Jesucristo y con su hijo llevando un par de pistolas. El papel de cínico y serio del grupo de viene que ni pintado. Y, allí donde hay un Filemón, tiene que haber un Mortadelo. Y este es Mario Casas. Como Tony, es el perfecto idiota, el tonto del grupo que cae bien y que tiene la frase absurda perfecta para cada momento. Sin duda, el guión se ha currado mucho este papel porque, también es cierto, es el que puede dar más juego. Creo que no me equivoco si te digo que, de todos, es el que más risas arrancó a la sala (y los demás se lucen lo suyo, ¿eh?) Jaime Ordóñez como Manuel ha sido, al menos para mí, toda una revelación. Al tipo ya le había visto en varios gags con Cruz y Raya y me partía de la risa cuando, en Aquí no hay quien viva, soltaba esas parrafadas a toda velocidad sin mover un músculo de la cara mientras lucía mirada de loco. Aquí es Manuel, el (al menos al principio) sufrido taxista que el destino pone en medio de Jose y Tony y que, unido a ello, resulta ser tan friki, pringado, alucinado o, como lo quieras llamar, como todos ellos. Atentos a la escena del retrete del bar. Macarena Gómez como Silvia queda muy bien porque me parece que esta mujer tiene una cara de histriónica que le viene de perlas a la peli. Carolina Bang es, quizás, la más simple y aporta lo que uno se espera nada más sale en pantalla: ojazos y cuerpazo. Y, si no, que se lo pregunten a la escoba (ve la peli y me entenderás) Carmen Maura y Terele Pávez como brujas sangrientas y repulsivas aportan unas tablas apabullantes. Vamos, que otras no lo hubieran hecho mejor.
¿Escenas que me han gustado? Un montón. La del atraco es perfecta para precalentar. Todo lo que ocurre en el taxi me parece buenísimo. La paradita en el bar, con el susodicho momento wáter es muy graciosa. La de la cena o, mejor dicho, la preparación de la misma, está muy bien ya que pone el momento gore adecuado. Luego, a todo eso, tengo que añadir toooodas y cada una de las estupideces que los tres protas cometen a lo largo de la peli. 
¿Cosas que no me han gustado? Pues unas cuantas también.
Como ya he repetido un par de veces (a posta) habrás podido adivinar que la historia no es que sea muy original. Esto no lo digo como fallo pero sí como detallito que, quizás, podrían haberse currado un pelín más. Y, sí, el planteamiento me ha recordado de manera bastante sospechosa a Abierto hasta el amanecer (que comparte las situaciones y humor bestia) Fijaos: atraco-huida-encerrados en un sitio-elemento sobrenatural. Quizás sean frikadas mías pero me ha dado esa impresión.
Creo que la película tiene dos partes: antes de llegar al pueblo y después. Me ha resultado que la primera está mejor llevada que la segunda y en esta se pierde un poquito (muy poco) de gracia. Esto, por supuesto, es una opinión mía. Me ha parecido que la primera mitad es más ágil, más dinámica, mientras que la segunda se hace un poquito más lenta. Y aquí debo hacer referencia a una de las cosas que menos me ha gustado: el final. Me parece demasiado largo, lento y muy destinado al lucimiento de los efectos especiales.
Y esto me lleva al siguiente punto: la aparición de la señora gorda, tetuda, sucia y todo lo que tú quieras, me sobra. Creo que se ha puesto por poner o, quizás, por lucir un presupuesto más o menos (raramente) holgado en una peli española donde se usan efectos especiales. ¿Queda mal? No; está muy bien hecha y, a su modo, resulta impresionante pero, lo digo de nuevo, creo que ni pincha ni corta.
¿Más? Sí. En determinados momentos, me ha mareado un poco tanto movimiento de cámara en plan documental y tanto primer plano. Un poquito no está mal; casi toda la peli con la cámara pegada a la cara de los actores cansa. De hecho, en las escenas finales, donde hay más acción, incluso me ha costado distinguir bien qué es lo que se supone que estaba viendo.
Y luego algún que otro detallito que entra, por supuesto, en los gustos personales de cada cual. A mí no me gusta mucho que Silvia acabe siendo quien acaba siendo (si te parece que doy rodeos al escribir, no es que sea así de pedante; es que no quiero destriparte más de lo que he hecho hasta ahora). El momento bruja con canción incluida no me ha gustado por lo que he dicho antes: se me hace largo. Y, si me pongo en plan toca narices, me ha dado la impresión de que la canción está desincronizada con los labios de Carmen Maura. En fin; eso, detallitos…
Por cierto, debo reconocer que, quizás, en primera instancia, pueda resultar que el guión resulte un pelín machista y se cebe demasiado (en contra) de la figura de las mujeres. Yo esto me lo tomé a broma y creo que es de esto de lo que se trata. También te digo que fui a verla con dos chicas y las dos me comentaron que se las ha ido un poco la mano con tanto comentario en contra de las féminas…
Pues esto ha sido todo. Casualidades de la vida, mientras escribo estas líneas, han puesto un especial de la cinta donde Alex de la Iglesia ha dicho que el objetivo de la peli es “hacer reír” Muy bien, por lo menos yo, digo que objetivo conseguido con creces. Por eso, te recomiendo verla; para pasar un buen rato, divertido y sin pretensiones raras, la peli ideal para comprarte chuches o palomitas y dejarte llevar. Fíjate que yo dije que ni loco iría a verla pero dicen por ahí que corregir es de sabios. No sé si yo seré sabio pero lo que sí te puedo decir es que me lo he pasado muy bien viéndola.
Vigilad el cielo.

20 comentarios:

  1. Aunque lo has expuesto perfectamente como siempre Isarael no le falta detalle al post pero lo que he podido oir por ahí no apuestan mucho por ella , pero a mi me parece un tanto divertida y la verá para juzgar por si mismo, un saludo y nos leemos

    traffic-club
    siniestrotecamera37

    este es el primer post, ya he estado 45 segundos y ahora cambio de pagina si no google no la contabiliza como visita válida,cambio de pagina y comento en otro posto y tambien permanezco otros 45 segundos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose.
      Yo creo que hay que darle una oportunidad y, sobre todo, juzgar las cosas por uno mismo, que para gustos, hay muchos colores.
      ¡Saludos!

      Eliminar
    2. Totalmente de acuerdo, por leer muchas críticas más de una vez he dudado en ver una peli o la he dejado para lo último, cuando la he visto y me encantó, me acordé del que hizo la crítica y lo que pensé no lo puedo expresar aquí, jejeej ahora que más tonto fuí yo por hacer caso jeje, de acuerdo cien por cien vaya, y que conste que apoyo el cine español a muerte y que existe trabajos muy buenos y que se han versionado en USA, tenemos muy mala fama, y a aparte pienso que no la asignatura pendiente del cine español, es la mala promoción que solemos hacer de las pelis, un saludo y nos leemos, solo era para responderte no te pongo firma esto no lo considero como visita, un saludo amigo.

      Eliminar
    3. ¡Los mismo opino, Jose!
      ¡Saludos!

      Eliminar
  2. Pues hay que verse la peli de las brujas, que ese tipo de film me encanta... a ver que tal. Un gusto leerle

    cubacolombia.blogspot(dot)com
    TRAFFIC CLUB

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Frank.
      Espero que te guste. Yo fui a verla un tanto a la defensiva pero, al final, me gustó. Ya me dirás.
      ¡Saludos!

      Eliminar
  3. esta película la vio mi hija en el cine y salio diciendo que fue muy divertida pero que puedo esperar de ellas y susu amigas de 14,13 y 13 años respectivamente? nada interesante

    traffic club todo sobre el celuloide

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues te aseguro que tengo más de 13 y 14 y opino como tu hija y sus amigas. De hecho, tiene un humor mucho más adulto de lo que parece a simple vista.

      ¡Nos leemos!

      Eliminar
  4. Sin haberla visto aún, te doy la razón de que la segunda parte flojea mas que la primera, ya que es un defecto muy visible en las películas de Alex de la Iglesia.

    Saludos.

    TRAFFIC CLUB

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Axa. Esa pérdida de "fuerza" parece una marca de fábrica.

      Saludos.

      Eliminar
  5. Suena a que es una película Divertida, pero de que pais es? porque no la he visto anunciada... recuerdame de que pais eres.

    Y ps comod ice si cumplio con la meta de divertir, que importa que exagerarn un poco con los chistes... aunque necesitaria verla para poder opinar si es o no machiste.

    Saludos.

    Traffic Club..

    Ya esta mi post de VAMPIROS del comic en el blog de warrior, ojala pases.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Warrior.

      La peli es española. Ya me dirás si la ves qué te ha parecido.

      Saludos...

      Eliminar
  6. Pues la buscare online porque el cine español, si llega aca, pero muy pocos... no se quien elige cuales. La ultiam pelí española que vi fue la chispa de la vida y me gusto mucho.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ok, Warrior. Si la ves, me comentas.

      ¡Saludos!

      Eliminar
  7. Hugo Silva y Mario Casas, es un seguro de éxito en taquilla. Su calidad como actores, eso ya es otra historia.
    TRAFFIC CLUB, Fútbol y Tenis, más que un juego

    ResponderEliminar
  8. Espero que haya sido una vuelta al cine que encumbró a este director, me estoy refiriendo a "El día de la bestia" y "Acción mutante", un cine que mezclaba acción, comedia negra e incluso terror y ciencia-ficción. Luego se fue por la ramas. La veré y aya te cuento, aunque tenga que tragarme a Hugo Silva (que no puedo con él).

    Traffic-Club. Club de Cinéfilos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En general a mí me ha parecido bastante entretenida. Y fíjate que a mí, con Casas, me pasa lo mismo que a ti con Silva.
      Ya me cuentas.

      ¡Saludos!

      Eliminar
  9. No podría estar más de acuerdo con tu crítica. Sobre todo me quedo con lo del parecido con "Abierto hasta el amanecer", que en mi opinión es más que evidente, además, al igual que me pasa con esta, la parte que más me gusta es la de la primera.

    ResponderEliminar
  10. Desde luego, el parecido con la peli de Tarantino es más que evidente. En fin, ahí queda …

    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  11. Aun no la veo, tendra que ser online porque se ve que no va llegar aca.

    Saludos traffic club.

    ResponderEliminar