Páginas

sábado, 18 de octubre de 2014

Gotham - Episodio piloto


Gotham (Gotham)
(2014)
Director: Danny Cannon.
Guión   : Bruno Heller.


Ben McKenzie.
Donal Logue.
Robin Lord Taylor.
Jada Pikett Smith.
David Mazouz.
Sean Pertwee.



 
En la ciudad de Gotham, el matrimonio Wayne es asesinado ante los ojos de su hijo, el pequeño Bruce...

¡Saludos variados a tos@s!



Hoy voy a hablaros del episodio piloto de una serie que ha creado unas expectativas más que considerables. Por eso, en lugar de esperar a ver la serie completa, me he arrancado con esta reseña. 


Y es que todo lo que lleve el nombre de Batman en su contenido es algo muy digno de tener en cuenta. ¿La razón? No solo porque es un personaje icónico que está en nuestra cultura colectiva desde hace décadas, sino porque, además, desde hace unos cuantos años para acá, estamos ante un renacimiento del mismo más que considerable desde que el colega Christopher Nolan se dedico a re-contar su leyenda desde una perspectiva en la que decir realista es quedarse muy corto.


Desde hace ya unos años, se llevaba hablando de una serie basada en el personaje que contara sus inicios en la misma línea que Smallville hizo con Superman. Por eso, el título de "Gotham" se barajó desde el principio. Pues bien, rumores, aluvión de series de súper héroes y pelis en el cine aparte, ya la tenemos aquí. Lo que os puedo decir es lo siguiente:


Una de las cosas que más me ha gustado es la ambientación. Gotham, protagonista en la sombra, resulta muy real y creo que han hecho una especie de mezcla extraña entre lo que vimos de la mano de Tim Burton (atentos a las alcantarillas soltando humo) y lo que Nolan nos ofreció en su trilogía. Las calles, los edificios, esa sensación de cutredad y suciedad por todos lados está clavada. Además, muchas de las escenas, casi todas, son de noche, mostrando un lugar casi olvidado de la mano de Dios y donde, en sus calles, puede suceder cualquier cosa. Nada de glamour ni sofisticación. Esto lo podemos ver en la escena inicial en la que (la futura) Catwoman se dedica a a robar al personal. Esa calle podría estar sacada de cualquier Bronx, lo mismo que su gente y ambiente.


La acción no se hace esperar mucho. De hecho, nada, porque los Wayne son asesinados nada más empezar. Y este va a ser el motor de todo el episodio que tenemos por delante. Según parece, uno de los ejes de la trama va a ser el hecho de que, tras el famoso atraco va a haber algo más. ¿Quién mató a los Wayne? Y, sobre todo, ¿por orden de quién? Desde el punto de la vista de la trama esto les va a venir de perlas porque, de este modo, mediante el departamento de policía, vamos a conocer a los fondos más bajos de la ciudad, toda la escoria de Gotham que, como se nos va a mostrar de manera muy acertada, está hasta los topes de mafia, delincuentes, matones y sus variados. 


Los personajes me han parecido muy bien presentados y, todos ellos,  cumplen a la perfección la función que se espera de los mismos. Gordon resulta realista, valiente y, a su modo, duro, un eco primario de lo que será en el futuro. Eso sí, verle tan jovencito, sin bigote ni gafas, me ha resultado muy raro. Bullock es el compañero que uno espera tener en una ciudad así: amargado, pasado de vueltas de todo y, como le describe Gordon, apático. Y, venga, adivina; sí, corrupto. Y es que la sombra de Falcone es alargada. Fish Mooney me da que es el típico personaje que sirve de recurso para todo y al cual se puede recurrir siempre que sea necesario; ya sea para bien o para mal; algo así como un Lionel Luthor cualquiera. El joven Bruce Wayne y Alfred, el eterno criado, no aportan sorpresas (aquí comentaré algo más tarde) Por otra parte, tenemos muchos secundarios como Montoya o Allen que, digo yo, darán su juego en el futuro investigando cosas que, a lo mejor, no deben investigarse. Y, por supuesto, todo un elenco de posibles villanos que desfilan ante nuestras narices ofreciendo más o menos novedades en cuanto al modo de concebirlos. Pero, sin duda, hay que destacar a Oswald, el futuro Pingüino. Me ha resultado muy chocante verle de joven y, desde luego, ha sido un gran acierto basar su rostro en la caracterización asquerosa del mismo que vimos en Batman Vuelve (cuya reseña, tírate el rollo, puedes leer aquí) y, además, el tipo es tan sanguinario como desagradable de ver.





Paso a los actores. Los hay que me han gustado más mientras que otros me dejan frío. El más destacable, para mí, Robin Lord Taylor, es decir, Oswald. Entre ese pelo, la nariz maquillada (se nota algo raro. ¿ordenador?), los ojos claros y los andares raros, el tipo lo clava. Curioso que se hayan centrado tanto en él y no en otro. Ah, y atentos a la escena final que tiene el tipo. Donal Logue como Bullock está muy bien; el colega borda el pasotismo del personaje y, en algunos momentos, me ha recordado a aquel personajillo que salió durante unos minutos en la peli de 1989, Eckhardt. Los más flojos, al menos para mí, son Ben McKenzie y Jada Pinkett Smith. El primero por sosainas e inexpresivo; parece que le falta que le den un empujón. La segunda, porque me resulta tan forzada y artificial como el personaje. En cuanto a David Mazouz (Bruce Wayne) y Sean Pertwee (Alfred), tampoco se puede decir mucho porque sus minutos en este capítulo se cuentan con los dedos de una mano.




¿Cosas que, por lo menos a un servidor, le han hecho ponerse un poquito a la bat-defensiva? Bueno, debo reconocer que algunas.


Para empezar, se me ha hecho un poco cansado ver de nuevo el tema del asesinato de los padres. Vale, está claro que es un hecho básico en el personaje pero, de nuevo, más de los mismo, me agota un poco. Es algo así como lo que sentí al ver el reinicio de Spiderman contando lo mismo. Creo que Batman tiene un potencial más que evidente pero, entre películas y reinicios variados puede que corran el peligro de quemar al personaje o, en el peor de los casos, chamuscar al personal que, harto de lo mismo, puede preferir centrarse en personajes menos conocidos y, por eso, más frescos. Y esto me lleva a una cosa que creo es muy importante: ¿todo se va a basar en buscar a los responsables del asesinato de los padres de Bruce o la trama se va a ir por otros derroteros más normales, es decir, capítulos con casos y argumentos más o menos independientes? En el primer caso, le doy un par de temporadas de duración; en el segundo, la cosa se pude prolongar cuanto quieran.


Hablando de personajes conocidos, esto me lleva a un aspecto que me ha llamado mucho la atención y que ya he comentado un poquito más arriba: el desfile, para mi humilde opinión, excesivo, de futuros némesis de Batman. Me ha dado la impresión de que, entre otras cosas, este piloto ha sido realizado más para los fans del personaje que para el público en general. Cualquier seguidor del cruzado de la capa (¡esto en honor a la serie de Adam West!) conocerá a, atención: Catwoman, Edward Nygma (léase Acertijo), el Pigüino o si me apuráis, posiblemente al Joker (me refiero al cómico que entretiene a Mooney. Sobre esto hay teorías a favor y en contra pero, como poco, es mosqueante) Pero, si no eres lector del cómic y te acercas a la serie en plan curiosidad, todo esto te va a traer al pairo. Además, creo que es un modo muy forzado de intentar poner los dientes largos al personal friki, algo así como un "esto es lo que os tenemos preparado; no nos dejéis de ver"


Sigo. Como ya he comentado, Gordon me parece bien presentado en cuanto a personaje pero, en lo que a su modo de actuar se refiere, tiene momentos que me dejan así, así. Para empezar, no sé si es por el actor o es que está descrito así, tiene una cara de amargado considerable, como si llevara en Gotham toda la vida y, en realidad, hace poco que ha llegado. Creo que lo podrían haber mostrado algo menos oscuro y más optimista. ¡Si la serie va bien ya habrá tiempo de amargarle, hombre! Esto, claro está, desde mi más personal opinión. 


Y, con respecto al apunte que he hecho un poco más arriba de Alfred, me ha resultado muy raro ver que el mayordomo leal y educado por excelencia, le diga a su señor Bruce, con los padres de este aún calientes después del atentado, que camine recto y no llore porque los periodistas le están haciendo fotos. Más tarde, le suelta, a voz en grito, que baje el culo de unos de los tejados de la mansión. Curioso.




Pues, de momento, esto es lo que puedo decir. No hay que olvidar que, después de todo, este es el piloto y las series suelen cambiar mucho después de un par de capítulos. Según he leído por ahí, la recepción ha sido mixta; los hay que lo defienden a capa y espada y otros a los que les ha dejado más bien fríos. Servidor se queda en un punto intermedio. Creo que este piloto tiene bastantes virtudes pero, también, varios posibles puntos flacos que pueden ser unos socavones considerables si no se lo curran bien. Además, aunque las comparaciones son odiosas, la sombra de Smallville es muy grande y alargada y está claro que Gotham tiene un tufillo a lo que vimos en la ciudad de Clark Kent más que considerable. La principal diferencia (¿Véis? de nuevo, a comparar) es que, allí donde en Smallville todo caía de un modo u otro en los hombros del futuro Superman, en Gotham han preferido centrarse en un co-protagonista, Gordon. Esto, que puede parecer pasable, para mí es de mucha importancia porque puede hacer que la serie se resquebraje de manera muy grave. Vamos a esperar y ver lo que nos trae el futuro.


Vigilad el cielo.




2 comentarios:

  1. Mira la verdad es que esta serie no tiene ninguna base alguna, no esta basada en ningún comic (aunque digan que si no, ni siquieran leen los comics), no hay detrás de ella un gran escritor, no va tener nada que ver con Batman del cine, ni tampoo de los comics... No hay razón alguna para verla aparte del marketing... no importa que hagan 7 o 6 cameos personajes niños que bueno no encajan de ningún modo.

    Yo te sugiero dejar de perder el tiempo con esa y mejor echarle un Ojo a Flash o Constantine que si estan muy buenas e interesantes.

    Es mi opinión, tu sabes si lo tomas o lo dejas.

    Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola, Warrior.

      Yo le daré una oportunidad a ver por dónde sale. Es cierto que hay cosas que me parecen memorables pero, después de todo, esto es el piloto. Vamos a ver qué tal...

      Saludos.

      Eliminar